Es hora de prepararnos para sacar a Trump de la Casa Blanca. Eche un vistazo a las opciones para votar en su estado aquí

Únete a los nativos americanos con Biden.

Durante décadas, Joe Biden ha trabajado para fomentar la soberanía y la prosperidad tribal, y para garantizar que los Estados Unidos cumplan con los compromisos que han hecho con la nación indígena. Él sabe que las naciones tribales deberían estar facultadas para gobernar las comunidades nativas y que los Estados Unidos deben trabajar más para cumplir con sus obligaciones solemnes de confianza y los tratados. Como presidente, Joe tomará como base el progreso logrado bajo la Administración Obama-Biden para fortalecer la relación de nación a nación y para apoyar la soberanía y la prosperidad de las naciones tribales.

PUNTOS IMPORTANTES DE LA HISTORIA DE JOE

Joe Biden está orgulloso de la alianza entre la administración Obama-Biden y las comunidades tribales. La Administración Obama-Biden aseguró que los gobiernos tribales tengan  el poder de investigar, enjuiciar, condenar y sentenciar a los no nativos americanos que acosan  a las mujeres indígenas en tierras tribales, por medio de la Ley de Violencia contra las Mujeres de 2013, de la cual Joe fue el autor original. La Administración Obama-Biden fortaleció la relación de nación a nación, incluso mediante la creación del Consejo de la Casa Blanca para Asuntos de los Nativos Americanos y la Conferencia de Naciones Tribales de la Casa Blanca, priorizando la consulta tribal y designando a nativos americanos en puestos gubernamentales de alto nivel. La Administración Obama-Biden allanó el camino para la reconciliación al resolver disputas de confianza, contabilidad y administración de larga data y lograr el histórico acuerdo Cobell de $3,400 millones, creando el programa de recompra de terrenos que restauró millones de acres de terreno a los gobiernos tribales. La Administración Obama-Biden también acordó doce importantes asentamientos de derechos de agua por un total de $3 mil millones, más que cualquier otra administración en la historia, permitiendo a los gobiernos tribales construir infraestructura para el agua potable y el desarrollo económico. Esa administración también mejoró el acceso de los nativos americanos a los servicios de salud a través de la Ley del Cuidado de Salud a Bajo Precio, que dio cobertura a 110,000 indígenas americanos y nativos de Alaska adicionales y casi 30,000 nativos hawaianos adicionales y otros isleños del Pacífico. Y, la Administración Obama-Biden dio poder a los jóvenes nativos, creando Generación Indígena para mejorar las oportunidades para los jóvenes nativos al alentar la inversión federal y fomentar el diálogo.

PUNTOS IMPORTANTES DE LOS COMPROMISOS DE JOE

Hacer que el autogobierno y la soberanía tribales, así como el apoyo a la responsabilidad del fideicomiso federal para las naciones tribales, sean los pilares de la política federal. Las naciones tribales deben estar facultadas para gobernar las comunidades nativas y los Estados Unidos deben trabajar más para cumplir con sus obligaciones solemnes de confianza y los tratados. Biden se compromete a defender firmemente la soberanía tribal de la invasión y buscará oportunidades adicionales de autogobierno.

Asegurar que las naciones tribales tengan una voz e influencia  en el gobierno federal. Biden desarrollará relaciones productivas y colaborativas de nación a nación con las tribus y pueblos indígenas. Inmediatamente restablecerá y hará permanente el Consejo de la Casa Blanca sobre Asuntos de los Nativos Americanos y la Conferencia Anual de Naciones Tribales de la Casa Blanca, y nominará y nombrará a personas que se parezcan al país al que sirven, incluidos los nativos americanos.

Enfrentará la crisis de las mujeres indígenas desaparecidas y asesinadas. Como el autor de la Ley original de Violencia contra la Mujer (VAWA), Joe luchó por la autoridad legítima de las tribus para proteger a las mujeres nativas a través de la reautorización de la Ley de 2013. Como presidente, ampliará aún más la jurisdicción tribal para incluir la violencia sexual, el tráfico sexual y el acoso para ayudar a combatir la epidemia de violencia contra las mujeres y niñas indígenas. Y adoptará un enfoque integral a esta crisis, uno que cierre la brecha de datos, apoye a las tribus en el desarrollo de sus propios programas, expanda la autoridad tribal, aumente la coordinación entre las agencias de aplicación de la ley y amplíe el acceso a recursos culturalmente sensibles para las víctimas y los sobrevivientes.

Restaurar las tierras tribales y salvaguardar los recursos naturales y culturales. Las tierras tribales están en el corazón de la soberanía tribal y el autogobierno. Joe dará prioridad a restaurar las tierras tribales y proteger los recursos naturales y culturales en ellas, al tiempo que honrará el papel de los gobiernos tribales en la protección de esos recursos. Joe trabajará para convertir los terrenos en un fideicomiso y apoyar los derechos tribales del agua. Y el primer día de la Administración Biden, emitirá órdenes ejecutivas para proteger la biodiversidad, reducir las tasas de extinción y aprovechar las soluciones climáticas naturales al conservar el 30% de las tierras y aguas de Estados Unidos para el 2030. Y protegerá los tesoros naturales de los Estados Unidos protegiendo permanentemente el Refugio Nacional de Vida Silvestre del Ártico y otras áreas afectadas por el ataque del presidente Trump a las tierras y aguas federales, y el establecimiento de parques y monumentos nacionales que reflejan el patrimonio natural de Estados Unidos, incluyendo la revocación de la proclamación del presidente Trump sobre Bears Ears.

Abordar el cambio climático y la contaminación. Como presidente, Joe se asegurará de que los EE. UU. logre una economía de energía 100% limpia y emisiones netas cero antes de 2050. Inmediatamente se unirá al Acuerdo de París y reunirá a otros países para que se unan a nosotros y aumenten las aspiraciones de nuestros compromisos climáticos. Se asegurará de que las comunidades perjudicadas de manera desproporcionada por el cambio climático y la contaminación, incluidas las comunidades indígenas, sean las primeras en beneficiarse de los nuevos programas de subvenciones, realizará inversiones en la restauración costera y facultará a los gobiernos tribales para proteger a sus pueblos en la primera línea del cambio climático.

Invertir en los estudiantes nativos. Joe aumentará drásticamente los fondos para las escuelas públicas y las escuelas de la Oficina de Educación Indígena. También se asegurará de que cada estudiante nativo tenga acceso a la educación más allá de un diploma de escuela secundaria. Duplicará el valor máximo de las becas Pell para apoyar a los estudiantes con la matrícula o cualquier otro gasto, y proporcionará dos años de colegio comunitario, incluidas las universidades tribales de dos años, sin deuda. E invertirá $70 mil millones en colegios y universidades tribales e instituciones que sirven a las minorías.

Brindar cuidado de salud confiable y asequible. Joe reconoce que el gobierno federal tiene un tratado y una obligación de confianza de proveer servicios de cuidado de salud a los nativos americanos. La Ley de Cuidado de Salud a Bajo Precio de la Administración Obama-Biden autorizó permanentemente la Ley de Mejoras del Cuidado de Salud de los Indígenas, el histórico proyecto de ley que describe nuestra política nacional de servicios de salud para los indígenas americanos y nativos de Alaska y autoriza una variedad de servicios médicos provistos por el Servicio de Salud Indígena. Como presidente, Joe aumentará y trabajará para garantizar un financiamiento estable para los Servicios de Salud Indígenas y protegerá y ampliará la Ley del Cuidado de Salud a Bajo Precio. También duplicará la inversión federal en los centros de salud comunitarios, los servicios de salud mental y trastornos por uso de sustancias y telesalud. Aumentará los fondos para mantener abiertos nuestros hospitales rurales, desarrollará una cartera de proveedores rurales y reducirá la tasa de mortalidad materna inaceptablemente alta, que afecta desproporcionadamente a las mujeres nativas. Y abordará la crisis de los opioides invirtiendo en prevención, tratamiento, recuperación y reducción de daños; eliminará el estigma del trastorno por uso de sustancias y el tratamiento de salud mental; y exigirá cuentas a las compañías farmacéuticas.

Expandir el desarrollo económico y comunitario en la nación indígena. Joe pide una inversión transformadora en la infraestructura, la vivienda y el desarrollo económico de nuestro país en todos los rincones del mismo, incluida la nación indígena. Invertirá en carreteras, puertos, escuelas y más, haciéndonos más resilientes y creando millones de empleos con buenos salarios. Reemplazará las viejas tuberías de agua y se asegurará de que todos tengan acceso a agua potable limpia, y llevará banda ancha de alta velocidad a cada hogar. También aumentará el inventario de viviendas a precios asequibles, incluso mediante la ampliación de los fondos para la Subvención en Bloque para Viviendas Indígenas, y se asegurará de que nadie tenga que gastar más del 30% de sus ingresos en alquiler. Y abordará la pobreza persistente al asignar el 10% de los fondos federales a los condados donde el 20% de las personas han vivido en la pobreza durante 30 años.

Luchar por los derechos electorales de los nativos. Como presidente, Joe continuará protegiendo no solo el derecho al voto de los indígenas americanos y nativos de Alaska, sino que también hará que sea más fácil votar. Esto incluye liderar el camino para restaurar la Ley de Derechos Electorales y nombrar líderes al Departamento de Justicia que impugnarán todas las leyes diseñadas para suprimir el voto de los nativos. Trabajará para garantizar que los votantes nativos americanos tengan acceso a lugares adicionales para la inscripción de votantes y centros de votación y puedan usar su tarjeta de identificación tribal para votar si su estado requiere una identificación de votante.